Poesía española

Poemas en español


Dikt Meditación aérea y soñadora

El hombre se elevó de su terruño
Y del ave copiando aviones hizo
De metal y ambición de nuevo cuño
Soñando con volar al paraíso.

Remontó en las alturas un rasguño
Donde apenas volvióse advenedizo
Entre las aves que con fuerte puño
Ha enjaulado envidioso y enfermizo.

Y es que el hombre ha soñado por centurias
Con visitar los astros más distantes,
Apoyado de magias y de espurias
Fórmulas religiosas que mucho antes
De volar, mitigaron sus penurias
Como oníricos viajes deslumbrantes.

En ese afán de conquistar los cielos
Ha puesto el hombre empeños belicosos,
Atacando y librando muchos duelos
Entre pueblos con ánimos rijosos.

El poder trasladarse en nimios vuelos
No le impiden pelear y hacer destrozos
Allende de sus lares y desvelos
Sembrando muerte, llantos y sollozos.

No fue en el hombre un bien volar muy alto
Porque en vez de expandir su bonhomía
Fue su maldad la que dejó el asfalto,
Para multiplicar en guerra impía
Nula fraternidad y dar un salto
Al pozo de su cruel filosofía.

MEMORIA:
3 DE OCTUBRE DE 1968 MI PRIMER VIAJE EN AVIÓN COMO PRESIDENTE DEL COMITÉ DE VIGILANCIA DEL BLOQUE DE FEDERALES DE HACIENDA DEL SNTH SINDICATO PERTENECIENTE A LA FSTSE. NO PUDE EVITAR RECORDAR LA PRIMERA Y LA SEGUNDA GUERRA MUNDIAL QUE FUERON INMEDIATOS PROPOSITOS DEL HOMBRE AL APROVECHAR LA AVIACION.


Dikt Meditación aérea y soñadora - Antonio Munguia