Poesía española

Poemas en español

Dikt La muerte

Hoy acongojada con mi suerte, ya que mi vida esta contada,
Quizas solo sean meses, quizas solo sean dias o’ quizas nose cuando
El Señor decida, a que hora el tren debo cojer.
Aunque oculto mi dolor ni mensionarlo quiero, pienso, sonrio y me digo
Es solo una pagina mas de mi libro de mi vida,
Si nos ponemos a pensar en solo un momento lo vivido me doy cuenta que el ser humano no pienza que nada de lo obtenido en esta vida, nada se va contigo
Y que lo material se queda y con los años el deterioro es definitivo.
Sufrimos por un amor, por los hijos o un ser que pensamos es de uno,
Lo cierto nadie es de nadie solo de su propio destino.
Que duro a de ser montarse en ese tren, con tike de ida y no de regreso, con tumbes de lado a lado, mirando para todos lado haber si hay un conocido, mirar el tuner oscuro con una luz al final, muy parecido de cuando venis.
Que dichosos han de ser los que nacen acompañados y el que con compañia muere, solo se que muchos nacemos sin conocer a los que nacieron con uno y haci nos vamos junto a almas que jamaz hemos conocido, ni visto en esta vida.
Al terminar el tuner, el aberinto quizas encontremos a quienes hemos querido, pero quizas no eso no lo sabemos, pero te imaginas si en esta vida le hicistes la vida de cuadrito a seres muy querido quizas por celos o por egoismo, o por maldad, no creo que quieran verte en la vida eterna, donde le quitarias la paz espiritual, seguro que salen huyendo cuando nos ven.
Temblando con mi pluma, tratando de escribir con mi dolor y mis ojos llenos de lagrimas, contando lo que es la vida, muy corta para vivirla, la llenamos siempre de angustias y dolor, sabiendo que un duro camino he de tomar, dejando todo, hasta mi corazon roto, sabiendo que jamaz los volvere a ver, pero con fe en Dios confio, el en mi me da fuerza y valor, aunque mirando todo a mi alrededor veo todo detalle lo hermoso y bello que es todo en esta vida, vida que no vivi mejor sin egoismos, ni rencor, odio, ni dolor, ya que el sufrimiento lo buscamos nosotros mismo al aferrarnos con egoismo, y posecionarnos de lo que no debemos, ya que sin nada nos vamos. Ni con ese ser humano que nos acompaño en esta corta vida, por el cual lloramos, sufrimos, por amor, el cual tengo que partir sola, y el se queda, quizas en pocos dias consuelo de otros brazos buscara, caricias tendra y una nueva compañia lo besara, pero no me duele, ya que El se lo merece, no puedo ser egoista ni decearle ningun mal, ya que es muy duro la soledad, ahora comprendo que no valio la pena pelear y sufrir por amor, ni que nadie es dueño de nada ni de nadie, si ahora que me voy ninguno me quieren acompañar. ……que dios me los bendiga…


Dikt La muerte - Elis Pavon