Poesía española

Poemas en español


Poema Los círculos viciosos de la existencia

Todo gira, y también giramos nosotros,
Como giran las estrellas,
Y la luna vestida de azul,
Y mi alma un poco desahuciada,
Por ti mi amor, por ti,
Y por la vida de mi alma,
Y por la muerte de mi cuerpo.

Todo gira constante y regular,
Como giras tú mi amor,
En este ir y venir, perenne,
En que me punza cuando estoy aquí.

Todo gira, como gira la ciudad,
Con sus hambrientos en las esquinas
Y los hombres de negocios que giran,
Y las prostitutas que buscan girando,
Como yo, Amor, como yo,
Que te busco atolondradamente rodando,
Y no te puedo encontrar.

Todo gira, como los electrones de mis átomos,
Cuando iracundo voy en tu búsqueda, Amor,
Para materialmente amarte. ¿Sabes?
Pues mi mente hace un alto en la espera.

Todo gira, como las ruedas del bus,
Que implacable rodaban robándome tiempo,
Cuando sólo podía amarte, largo y profundo.

Todo gira, como giraban las gotas de mi sudor,
Y la rueda solitaria de mi carretilla,
Cuando inserto allá arriba rodaba,
Rodaba ignorante de tu existencia lejana.

Así también giran las cosas al otro lado,
Porque todo es circulo y circular,
Como el cosmos y el átomo,
Como mi alma y tu alma, Amor.

Las cosas giran como gira la historia;
El nacimiento surge de un circulo indescriptible,
Y el renacimiento mana de una gran rueda
Cuando agotada deja de girar.
Entonces, naces tú y nazco yo, enamorados ya.
Y nos vamos por la vida, lejanos,
Pero, en la rodoviaria nos volvemos a encontrar.

Y así, eternamente, perpetuamente,
Todo, como tú, y, como yo, Amor,
Todo se reencuentra Amor, todo se va,
Y todo vuelve, así, en un instante todo retorna.


Poema Los círculos viciosos de la existencia - Luis Arias Manzo