Poesía española

Poemas en español


Dikt Tiempos de cólera

Amargo son mis labios, cada gota de mi
Sangre también es amarga, rencor, estrés,
Y dolor de cabeza, es mi arrogancia la que
Balancea, recuerdos enfermizos me persiguen,
La herida que supuestamente tenía, se abrió
Otra herida en ella, y hasta mi manera de
Respirar es fatigante, afligido quedó mi modo de amarte.

Y mis palabras que aparentemente fueron
Pasajeras, se rompieron en este espejismo.
Amargo es mi sudor y mis lágrimas, no puedo
Establecer ni un vínculo, porque todo lo que
Toco se muere. Dame el último beso y déjame ir, solo represento problemas. Quiero gritar por encima de las montañas. Y desaparecerme así, por el aislado refugio de tu mirada.

Quiero escuchar siquiera el eco de tu aullido
Desde la distancia. Quiero decirte que sin ti mi vida, no es vida, antes que la locura me cubra y extinguie mi poca luz, Y expirar así dentro de este internado, ya que nada sirve, mi sabor es veneno para tu piel.
Cuantas noches sin dormir, cuantos recuerdos me impactan fuertemente mi mente, cuantos
Silencios sin soñar.

Amargo quedaron todos tus remembranzas marchito quedo la fragancia de tu aliento, cuanta ausencia en estos pensamientos que
Me dan por muerto ¿Quién sueña con amarte
Siempre? si el viento pareciera que hace disparos contra mi alma.

Si las promesas parecen dardos
De fuego, y choca inevitablemente el corazón, no sé puede amar con la ingenuidad en tiempos de cólera, no se puede crear la felicidad con tanta ilusión.

Amarga es la noche, con tantas cosas que
Evocar, amargo es el cielo oscuro, y llora en sigilo, cuando solo tengo tanto que reclamar. Confusos son los sentimientos que resbalan sobre mi semblante nadie puede tener el derecho de escoger el destino

Los labios ávidos de mi, se quedo temblando en el frío. Aunque esta vida de mierda continué a sus anchas. Y la soledad me haga vivir arrastras, y aunque pida algo de piedad aun milagro ausente lo cierto es que nadié me podrá amar como tu y menos en tiempos de cólera.


Dikt Tiempos de cólera - Omar Segales