Poesía española

Poemas en español

Dikt La virgen y dios

Ah, soberbia ironía con que rasgo tus últimas vestiduras,
Mi cuerpo en la vacilante decisión: devorarte los gemidos,
Tú eres la fuente violada, la caída brillante, tal vez culposa
De algunas pocas palabras que me hicieron tanto bien.
Tú eres la manera con que todos nos leemos: ¿lo creerás?
A medida que me enrosco en tus fibras, desde allí te muestro
Que el arte de leerse a sí mismo requiere el arbitrio del otro,
El fraude, el dilema o torpe disonancia, el crédito eficaz
En la cuenta de un buen juez, la flema la forja el hongo,
El encuadramiento en el ángulo recto de un plan que incluyó
Un simpático testimonio sobre aquello que más odias.
Ah, ¿cómo te sientes, y qué importa en verdad tanto bullicio?
No eres arcano de nada, ni aun de tus ideas insepultas.
Tu gozo sólo dura un instante. No eres sino caída.



1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 2,50 de 5)

Dikt La virgen y dios - Floriano Martins